Vender una vivienda suele ser un proceso costoso, no solo económicamente, sino también en términos de tiempo y esfuerzo. Pero cuando ya has tomado la gran decisión de vender tu propiedad, a continuación ofrecemos un resumen de los aspectos básicos y esenciales necesarios para llevar a cabo este proceso.

  1. El título de propiedad de la casa o piso y la documentación que confirma que eres el propietario.
  1. Comprobante de cancelación de la hipoteca. Si ha sido amortizado, el documento que lo acredite es suficiente. Si el pago del préstamo aún está vigente, la cancelación y los gastos deben realizarse para que el nuevo comprador pueda registrar la propiedad a su nombre. Esta operación se puede realizar cuando se haga el registro de la venta en la notaría.
  1. Las últimas facturas pagadas de luz, gas, agua, etc.
  1. Es necesario el IBI (Impuesto Sobre Bienes Inmuebles) y un certificado que acredite que estás al día con tu pago. El responsable del pago de este impuesto será el titular de la propiedad el 1 de enero del año. Sin embargo, el Tribunal Supremo ha establecido que el vendedor tiene derecho a traspasar al comprador la parte proporcional al tiempo que cada una de las partes ha sido propietaria de la vivienda durante el año en que se devenga el impuesto.
  1. Debe entregar al comprador una copia de los estatutos y reglas de la comunidad de propietarios.
  1. Pago de gastos comunitarios. El administrador de fincas que se encarga de los asuntos legales del edificio o de la urbanización, con la aprobación del presidente de dicha comunidad, debe entregarle un certificado de pago de las cuotas comunales a ser pagadas por todos los residentes para gastos comunes como el cuidado de áreas compartidas.
  1. Se debe presentar el certificado emitido por la ITE (Inspección Técnica de Edificios) que afirma que el edifico ha aprobado la inspección pertinente.
  1. El certificado de eficiencia energética es obligatorio desde 2013. El vendedor debe proporcionar el certificado de eficiencia energética o una copia del mismo, que se entregará al comprador.
  1. Valoración profesional de la propiedad. Llevar a cabo una valoración adecuada de la propiedad en base a los más recientes estudios de mercado te ayudará a poner en venta tu casa o piso al precio adecuado y conseguir venderlo más pronto que hacer el proceso por tu cuenta.